Peer Review: curso gratuito

Peer Review: curso gratuito

El papel de los revisores es fundamental en el proceso de publicación científica. En ellos depositan su confianza los editores y autores del manuscrito. Ayudan al editor a decidir si aceptar o rechazar un artículo. También ayudan a los autores a mejorar sus textos, gracias a sus comentarios y recomendaciones.

Los evaluadores miden la coherencia de los resultados, el posicionamiento de la investigación con respecto a los antecedentes y la calidad de la discusión. Es una tarea de gran responsabilidad que requiere del revisor, además de ser experto en esa determinada área del conocimiento que se va a revisar, ausencia de conflicto de intereses y una reseñable carga de trabajo que se suma a sus otras tareas como investigador. Pero además requiere de una formación y unos conocimientos específicos para saber cómo gestionar la revisión, cómo estructurarla, cómo redactar un informe de revisión y otras cuestiones éticas a tener en cuenta.

En el proceso de revisión por pares (peer review), el manuscrito enviado por un autor a una revista científica se somete al juicio de dos o más especialistas de la misma área del conocimiento. La revisión por pares, la cooperación y la confianza entre los distintos miembros de la comunidad científica, garantizan el avance del conocimiento científico.

Para una mejor comprensión del proceso de revisión por pares, iniciarse como revisor, o bien mejorar su práctica y habilidades como revisor, Charlesworth Group ha organizado un curso gratuito sobre Peer Review en formato Webinar, dividido en 5 módulos de 15 minutos:

Es necesario registrarse para su asistencia virtual, aunque posteriormente Charlesworth Group añade sus vídeos en el área de formación.

Créditos imagen: Corinne Kutz on Unsplash

Viralidad e incremento de preprints durante la pandemia del coronavirus

Viralidad e incremento de preprints durante la pandemia del coronavirus

Ilustración 1. Datos almétricos
del preprint “A nicotinic hypothesis for Covid-19 with preventive and therapeutic implications”, a 19 de agosto de 2020.

Nada menos que 146 medios de comunicación se hicieron eco del preprintA nicotinic hypothesis for Covid-19 with preventive and therapeutic implications”, que estudia el posible uso terapeútico de la nicotina contra la Covid-19, tras su publicación en abril en el servidor Qeios (Ilustración 1). Una hipótesis no probada que sin embargo se hizo rápidamente viral, siendo mencionada en 527 tuits, según datos de Altmetric. En los últimos tiempos, los preprint están llegando a los ciudadanos de forma habitual. ¿Saben éstos diferenciar entre tipos de documentos científicos, papers y preprints, o toman como hechos científicos consolidados lo que no son más que ciencia en estudio y sin revisar?

Los preprints son versiones tempranas de estudios científicos. Se parecen mucho a los paper científicos y son similares en su estructura. Son artículos preliminares, versiones previas a la publicación científica. Adelantan hallazgos, novedades o descubrimientos científicos que están en estudio, pero es ciencia a la que les falta el último y fundamental paso: la revisión por pares.

El coronavirus ha traído la crisis sanitaria, económica y social, pero además ha influido en la publicación de avances científicos. La producción científica en torno a la Covid se ha disparado durante estos meses y la difusión de los preprints, que ya se encontraban en ascenso especialmente en el área de biología, se ha multiplicado exponencialmente. Por otra parte, la emergencia por encontrar un tratamiento para la COVID-19 está acelerando y relajando todos los procesos.

Todos los medios de comunicación, ya sea prensa escrita o medios audiovisuales, remiten en numerosas ocasiones tanto a resultados publicados como a investigaciones en curso y a preprints. ¿Tristes, generosos, enamorados, insomnes? Somos ratones de laboratorio en un experimento natural”, publicado en El País el 18 de abril, hizo referencia a 15 investigaciones en curso o preliminares, entre ellas 5 preprints.

Continuamente aparecen en los medios afirmaciones avaladas por estudios científicos que en realidad no han sido publicados ni contrastados científicamente todavía. La sociedad reclama con urgencia una solución científica a la COVID-19 y reclama de los medios información sobre el tema, pero la irrupción masiva de preprints unida a la falta de conocimiento del método científico incrementa la confusión, en un momento en el que los bulos y desinformaciones han de ser atajados más rápidamente que nunca. Se hace por tanto muy necesaria una precaución exquisita por parte de los medios de comunicación ante estos documentos que aún no han pasado por todos los mecanismos de control, y que contienen resultados no concluyentes.

REFERENCIAS
Campillo, S. (2020). En tiempos de COVID-19, estudios científicos sin revisar: las prisas están acelerando y viralizando los papers. Xataca https://www.xataka.com/medicina-y-salud/cuidado-papers-covid-19-que-llegan-whatsapp-prisas-han-aumentado-publicaciones-revisar
Delgado López-Cózar, E. y Martín-Martín, A. (2020). La viralidad de la ciencia defectuosa:  el contagioso impacto mediático de un preprint en bioRxiv sobre el coronavirus y sus efectos en la comunicación científica. DOI: 10.13140/RG.2.2.12666.44485

Créditos foto: Clément Falize on Unsplash

Consejos para publicar en revistas científicas

Consejos para publicar en revistas científicas

 Si estás leyendo esta entrada es porque eres uno de los miles de investigadores que están interesados en publicar los resultados de su actividad investigadora en una publicación científica y, puestos a elegir, mejor que el trabajo se comunique a través de una revista con alto factor de impacto. Sin embargo, hay que recordar que las revistas con mayor factor de impacto suelen ser también las más selectivas, es decir, las que mayor tasa de rechazo presentan.
Antes de afrontar tan ardua tarea conviene planificar cuidadosamente los pasos a seguir y, no está de más, conocer las estrategias que otros colegas han utilizado para lograr el éxito en esta empresa; los anaqueles de las bibliotecas están llenos de ejemplos.

Antes de enumerar los consejos que coadyuvan a la aceptación de un manuscrito en una revista top, conviene reseñar que no existe una fórmula simple para conseguirlo, ya que las expectativas e intereses de los editores pueden variar entre las áreas de conocimiento. No obstante, puede afirmarse que los editores de revistas son más susceptibles de seleccionar trabajos que cumplan con las siguientes características:

1.- Buena redacción y claridad de contenidos.
2.- Extensión apropiada. Concisión.
3.- Temática original y de actualidad.
4.- Metodología actualizada.
5.- Contribución significativa a la disciplina.
6.-Excelente revisión bibliográfica.

En cuanto a la claridad en la redacción, los editores recomiendan que el tema principal del artículo quede claro en el resumen y, por supuesto, en el cuerpo del artículo. Además, los investigadores hispanohablantes deben asegurarse de que el texto de su artículo está pulcramente redactado en la lengua que utilizaron Edison, Bell, Einstein, Tesla, Asimov, etc. En este punto cabe recordar que ya en 1897 Santiago Ramón y Cajal apuntó lo siguiente:

No se crea, empero, que el investigador debe hablar y escribir todas las lenguas de Europa: al español le bastará traducir las cuatro siguientes, que se ha convenido en llamar lenguas sabias, y en las cuales aparecen publicados casi todos los trabajos científicos: el francés, el inglés, el italiano y el alemán. Naturalmente, entre las lenguas sabias no figura el español; no queda, por tanto, a nuestros maestros más recurso, si desean que sus pesquisas sean conocidas y apreciadas por los especialistas, que escribir y hablar en uno de aquellos cuatro idiomas europeos. (Fuente: Los tónicos de la voluntad. Reglas y consejos sobre la investigación biológica, p. 38).

La colaboración con otros autores ayuda a mejorar tanto la redacción como el resto de apartados del trabajo (metodología, presentación de resultados, etc.), incrementando las posibilidades de que sea finalmente publicado.

Otro aspecto importante es la concisión, ajustarse a los límites de la revista y ser conscientes de que una tesis doctoral difícilmente puede sintetizarse en 6.000 palabras. En estos casos suele ser más provechoso extraer distintos aspectos del trabajo y publicarlos en varios artículos.

También resulta aconsejable elaborar una carta de presentación que acompañe al trabajo. En la misma, el autor debe, en primer lugar, describir el tema principal del documento, en segundo lugar, presentar la novedad e innovación y, por último, justificar la relevancia del manuscrito para la revista que se ha seleccionado (una carta de presentación no es el abstract del artículo).

En la selección de la revista adecuada pueden ayudarnos los coautores, otros colegas y los bibliotecarios especializados. Una vez que hemos escogido tres revistas potencialmente interesadas en el paper y seleccionado la primera de ellas, procederemos a estudiar cuidadosamente las normas de envío, y adaptaremos nuestro artículo a las mismas escrupulosamente, esto es, revisaremos la forma de presentación de tablas, gráficos, referencias bibliográficas, etc.

Uno de los motivos frecuentes de rechazo radica en que no queda claro el contexto de la investigación, es decir, qué laguna del conocimiento pretende cubrir. Este hecho puede combatirse mediante una exhaustiva revisión bibliográfica que dé lugar a una fundamentación teórica excelente. Otro de los motivos puede ser en la falta de rigor metodológico, conviene informar de la naturaleza y el alcance de las pruebas, recogida de datos, etc., evitando caer en exageraciones.

Una vez pasado el primer filtro y comenzado el proceso de revisión es importante responder a los revisores con serenidad, respira profundamente antes de leer los comentarios y espera al menos un día antes de comenzar a redactar la respuesta. Hay que ser especialmente cuidadosos en la redacción de la carta que enumera las respuestas de los autores a las inquietudes de los revisores y editores.

Para finalizar, ten presente que a veces el objetivo no se consigue a la primera, por lo que es importante persistir en el esfuerzo. Los comentarios de los revisores de las revistas de alto factor de impacto contribuyen a la mejora del manuscrito, lo que aumenta las posibilidades de aceptación en otras revistas de alto factor de impacto.

Imagen: Jonathan Simcoe

Dialnet, un mundo de posibilidades

Dialnet, un mundo de posibilidades

Dialnet es un portal de difusión de la producción científica hispana —especializado en ciencias humanas y sociales—, principalmente conocido como importante base de datos. Sin embargo, Dialnet es muchas más cosas y ofrece un buen número de interesantes posibilidades, no solo para los investigadores, sino también para autores, instituciones, o editores de revistas.

Dialnet surgió en 2001 en la Universidad de La Rioja con el fin de recopilar los contenidos de las principales revistas españolas e iberoamericanas. Pronto se fueron uniendo otras instituciones y se amplió a otro tipo de documentos: libros, capítulos de libros, congresos y tesis doctorales. En la actualidad, es la Fundación Dialnet la encargada de gestionarla y potenciarla.

Como base de datos, permite a los investigadores buscar por documentos, título de revista, tesis, congresos o autores. Con la opción Dialnet Plus, su versión avanzada, tenemos acceso a mejores opciones de búsqueda (posibilidad de aplicar filtros) y a una serie de servicios, como, por ejemplo, la solicitud del documento por préstamo interbibliotecario.

Para las instituciones colaboradoras, supone un importante escaparate, con páginas individuales para cada institución, que favorecen la visibilidad y la accesibilidad a sus contenidos. Desde un único punto de acceso, tenemos disponible la información que estas instituciones poseen en el portal: autores afiliados, buscador de libros y varios listados de los demás documentos que edita, tesis leídas en esa universidad, buscador de congresos organizados por la misma, o estadísticas de su participación en Dialnet.

Además, la página es personalizable y permite modificar los datos propios de la institución que en él aparecen. En el siguiente enlace podéis consultar la página de la UNED.

Los autores cuentan con una página propia donde aparece su bibliografía en Dialnet, la institución y departamento donde trabajan y el área de conocimiento en la que investigan. Asimismo, como no toda la producción científica puede encontrarse aquí, se incluyen enlaces a otros recursos donde esta puede estar recogida: catálogo de la BNE, perfil de Google Scholar, de ResearcherID, de Scopus, etc. Al mismo tiempo, facilita su recuperación, ya que en la opción “nombres alternativos” se incluyen las diferentes formas en las que aparece un investigador en sus publicaciones, pero remiten a la que está aceptada.

No podemos olvidar, la utilidad que Dialnet puede tener para las revistas. En principio, son las entidades colaboradoras las que, con su compromiso, deciden qué revistas se incluyen. No obstante, los editores de revistas pueden solicitar directamente a la Fundación Dialnet la inclusión de su publicación en el portal. Además de visibilizar su contenido, Dialnet ofrece información adicional sobre las revistas como si está en Latindex, su clasificación en CIRC 2.0 y CARHUS+, acceso directo a la revista, al catálogo de Rebiun para ver en qué bibliotecas está disponible… de hecho, muchas de estas revistas, además de los sumarios incluyen accesos al texto completo.

Desde hace unos meses, las tesis cuentan con un portal propio, desde el que podemos buscar incluyendo términos en la caja de búsqueda, o pinchando en el botón de materias o en el de instituciones. Este portal, también incluye el árbol académico de cada investigador, donde aparecen cada uno de sus «discípulos», indicando el número de tesis que a su vez han dirigido (descendencia académica). Además, contiene referencias de aproximadamente la mitad de las tesis que se han defendido en España en los últimos cincuenta años, con el enlace al texto completo de buena parte de ellas.

Aunque se trata de un recurso libre, conviene registrarse con una dirección de email de la Uned, para disfrutar de servicios añadidos (marcar registros, guardarlos y exportarlos a su gestor bibliográfico, emitir alertas).

En estos videotutoriales de la Biblioteca de la UNED, podéis encontrar más información sobre el uso de Dialnet:

Dialnet plus búsquedas y Dialnet plus gestión de los resultados

Imagen: Simone Hutsch

 

 

 

Situación y posicionamiento de las revistas de la UNED

Situación y posicionamiento de las revistas de la UNED

La evaluación del impacto y la calidad de las revistas académicas es un elemento determinante en acreditaciones, solicitud de sexenios o proyectos de investigación, presentación previa a la lectura de tesis, etc. Desde hace unos años, la Biblioteca de la UNED recopila la información sobre las revistas publicadas por esta universidad en lo relativo a su calidad e impacto, según las herramientas de evaluación vigentes recomendadas por los organismos evaluadores CNEAI y ANECA. El objetivo principal es unificar en un solo  documento la información dispersa en esas herramientas para facilitar la labor a docentes, editores de revistas, bibliotecarios y doctorandos.

Para su elaboración se han tenido en cuenta los siguientes aspectos:

  • Los datos consignados son los que otorga la herramienta en el momento de su consulta.
  • Las revistas están agrupadas por facultades diferenciadas por colores.
  • Las iniciales (P) y (E) significan “versión impresa” o “versión electrónica” respectivamente.
  • Existen recursos que han dejado de mantenerse (IN-RECS, IN-RECJ, IN-RECH, DICE, RESH), pero se ha contado con ellos porque recogen información relevante que no aparece en otras herramientas. Además, incluyen datos sobre años que aún pueden ser objeto de evaluación.
  • No se han analizado títulos anteriores. En el caso de RDUNED por ejemplo, no se ha evaluado “Revista de la Facultad de Derecho”.
  • En la casilla Bases de datos científicas que la incluyen, se ha reflejado tanto bases de datos, como repositorios y repertorios bibliográficos.
  • En relación al baremo UNED, hemos equiparado IN-RECH a IN-RECS.
  • Aunque la nueva versión de ERIH, ERIH PLUS, no otorga clasificación a las revistas, se ha incluido la valoración anterior (ver columna Criterios cumplidos/Clasificación), dado que el “Baremo UNED” la sigue teniendo en cuenta.
  • Se ha incluido la nueva herramienta Emerging Sources Citation Index (ESCI) en la misma casilla que los otros recursos de Web of Science (WOS), como otra de las bases que forman la Web of Science Core Collection.
  • Como la nueva versión de CIRC 2.0 ofrece dos clasificaciones (ciencias sociales y ciencias humanas) se incluyen ambas cuando ofrecen resultados diferentes.

Estos datos se actualizan cada vez que se detecta alguna modificación en los distintos recursos utilizados, como es el caso de las ediciones anuales de JCR y Scimago, o MIAR.

Así, en Análisis y evaluación de las revistas de la UNED podréis obtener información actualizada de forma rápida sobre la situación de estas publicaciones, cuando lo necesitéis para cualquier proceso.

Además, esta información está disponible en la Guía de herramientas para la evaluación de la actividad investigadora.  Esta guía recoge los principales recursos de evaluación de revistas y libros, dónde encontrar citas, sugerencias para obtener una mayor visibilidad en sus publicaciones, etc.

Imagen: Annie Spratt en Unsplash